Savage Worlds

Entre los posibles aportes que mi humilde persona puede hacer a Fhtagn!Magazine, dentro de lo que me permite el tiempo y las pocas neuronas que aun no están fundidas gracias a la Universidad (¡Te odio, Universidad!), es el escribir reseñas de mis propios intereses, esperando poder hacerlos participes de lo que me gusta y apasiona. Y uno de ellos son los juegos de rol. En este caso, mi sistema favorito de juego: Savage Worlds.

Savage Worlds es un juego de rol (un sistema, para ser más precisos) genérico creado por Shane Lacy Hensley en 2003, publicado por Pinnacle Entertainment Group. Fue creado a partir de las reglas del juego de miniaturas “Rail Wars”, basadas en el galardonado juego “Deadlands” (un juego steampunk de terror basado en un salvaje oeste alternativo) del mismo autor.

Una de las premisas principales es que el juego tiene por objetivo ser fácil y rápido de aprender y jugar.  La creación de personajes está basada en un sistema de localización de puntos, con el cual se puede subir atributos y comprar habilidades. Tanto las habilidades como los atributos están determinados por tipos de dados, siendo un D4 el nivel más bajo y el D12 el nivel mayor al que se puede aspirar (generalmente, pero puede pasarse de este nivel, ej: D12+2, D12+10, dependiendo de algunos poderes y/o reglas específicas de cada ambientación).

Los rasgos de personajes para la asignación de estos puntos son: Atributos (Agilidad, Espíritu, Fuerza, Ingenio y Vigor) y Habilidades. A diferencia de otros juegos, las habilidades acá son bastante amplias (ej, Pelea, Sigilo, Rastrear, Lanzar, Observar, etc.) y abarcan un rango de acción bastante amplio, ej: la habilidad Disparar se aplica tanto a las armas de fuego, como al tiro con arco e incluso lanzamiento de misiles.  Los atributos comienzan con un D4 gratis en todos ellos, a diferencia de las habilidades. Se distribuyen 5 y 15 puntos en ellas, respectivamente.

Además, los personajes pueden personalizarse a través de Ventajas (Ej: Ambidiestro, Bloqueo, Mando) y Desventajas (Ej: Vengativo, Leal, Enfermo Terminal), que son detalles a favor y en contra de los personajes, al estilo de los “Meritos y Defectos” del Antiguo WoD.

Seguidamente, los personajes tienen 4 características derivadas: la Parada (dificultad para golpear a un personaje y poder defenderse), la Resistencia (la capacidad de aguantar daño), el Carisma (la presencia física y lo atrayente que resulte ser) y el Movimiento (cuanto puede moverse).

Los personajes no jugador no siguen estas reglas y se crean dependiendo de las necesidades de la historia. Se designan los atributos, habilidades, ventajas y desventajas necesarias y ¡listo!

Este es un sistema basado en habilidades y es de un solo dado, por lo que para realizar cualquier acción es necesario lanzar el dado designado en la habilidad y superar la dificultad, que por lo general es de 4. Si se logra sacar el máximo en un tipo de dado (6 en un D6, 10 en un D10) es considerado un “As” y permite seguir lanzando los dados (tiradas abiertas). Si se logra sacar un numero que sobrepase a la dificultad por encima de 4 (ej: sacar un 8) se considera un “incremento”, lo que determina que tan bien se ha logrado realizar el desafío.

Los personajes jugadores y los personajes no jugadores importantes son considerados “Salvajes”, lo que implica que lanzan 1D6 adicional, llamado “Dado Salvaje”, el que se suma a la reserva de dados (al lanzarlos se toma el valor más alto de los dos) y además cuentan con múltiples niveles de salud. Aquellos personajes no jugadores que solo existen para hacer ver bien a los pjs, son considerados “Extras” y se van solo con un golpe. Conjuntamente los “Salvajes” cuentan con 3 “Benies” (un término para “beneficio”) por sesión, los cuales permiten repetir tiradas y absorber daño

La iniciativa de combate está determinada por un mazo de cartas de póker (con los jokers incluidos), actuando primero el que tenga el número más alto. Los jokers permiten actuar en cualquier momento, además de aplicar bonificadores a favor del personaje

Uno de los puntos altos es que es un sistema que no te limita a un arquetipo específico. Es un juego SIN CLASES, cosa que confunde de sobremanera a quienes están acostumbrados a otros tipos de juegos en los cuales se ocupa está distinción. El personaje se crea según como se estime pertinente y no hay ningún tipo de prohibición al respecto.

Es un sistema que favorece la rapidez y la acción, por sobre el realismo y la preparación excesiva. Es un juego que funciona bastante bien por sus elementos de acción cinemática y energía, y permite un juego muy dinámico (lo que a título personal me agrada bastante, pues no hay nada que mate más un juego que aquello que quienes juegan juegos de video llaman “lag”, deteniéndose innecesariamente revisando las reglas). Cualquier juego orientado a la acción funciona bastante bien con Savage Worlds. Cuenta también con una multitud de juegos y ambientaciones que ocupan este sistema: ciencia ficción, fantasía medieval, western, steampunk, pulp, horror, etc.

Es un sistema bastante sencillo y rápido de aprender, y estas características son las que hacen de Savage Worlds mi sistema preferido para mis juegos de rol.

¡Comenta!